Por Ivan Moreno. 02 de septiembre, 2020 Monterrey N.L. Cuenta la leyenda que en una ciudad utópica existió un programa en la radio comercial que se especializaba en el metal más extremo, de forma enfermiza y psicótica tocaba música del diablo una vez por semana, dos horas continuas, imposible que eso pudiera suceder en una