Archivos Clandestinos“¿Y la Avanzada Regia? Parte 2

Ivan Moreno, 01 de febrero 2021. Finalmente Jesús Camarillo apareció culminando el diseño de portada, en la impresión estuvo involucrado alguien mas de la historia del rock regiomontano, por desgracia no recuerdo su nombre, pero fue integrante de Raxé otra joya de mitad de los años 80 en Monterrey, él se encargó de hacer el trabajo de imprenta de portada e interiores, que fue muy sencillo pues el librillo era un poster dividido en 4, una sección para cada banda en blanco y negro por una cara, por el otro se incluía la portada, contraportada con las canciones por banda y el resto con foto de las agrupaciones.

Todo las decisiones sobre el resto del proyecto las tomaban Jorge “Flaco” Díaz y José Luis Montañez, claro que se nos informaba, pero a fin de cuentas el resto de las bandas solo apoyábamos las decisiones sin que hubiera alguna polémica, sin embargo, el nombre que decidieron ponerle al disco AVANZADA REGIA, lo pensé en esos días y lo sigo pensando hoy, terminó por incomodar a más de uno, sobre todo a aquellos que habían tomado el término como el estandarte del movimiento del rock de Monterrey, preciso acotar que este nombre fue creado por Ricardo Bravo periodista del rock mexicano que así llamo el creciente “boom” de las bandas regias.

El disco estuvo disponible ya en nuestras manos en Julio de 1997, pero insisto en que se le hizo muy poca justicia y no me refiero en lo musical porque para ser bien sinceros ninguno de los 4 que participamos en este proyecto estábamos tocando lo que la gente consumía en esos momentos, por supuesto que las 4 propuestas eran de excelente manufactura, MANTRA hacia una especie de rock con ciertos tintes progresivos, algo parecido a lo que hizo Mamíferos Habituales en sus inicios, CONCIENCIA PROPIA era un rock mas alternativo con muchas guitarras y bajos, en línea virtuosa con mucha influencia de Primus, CERES era una mezcla entre Hard Rock/Heavy Metal e IRA salía de sonidos más duros y regresaba a un heavy metal más tradicional con la incorporación del español en sus letras, lo mismo que el resto de las bandas, todos cantando en español.

Utilizar Avanzada Regia como nombre fue atrevido, transgresor, hasta cierto punto sarcástico, pero al disco como tal de alguna manera le perjudicó, porque no se le dio su valor real, ya que era el primer “disco compacto independiente de Monterrey”. Puedo decir que fue brutalmente ignorado salvo por dos menciones locales discretas, entre ellas una escrita por Juan Ramón Palacios para un suplemento de espectáculos en el entonces “Diario de Monterrey” donde lejos de hablar del producto solo puntualizó sobre la paternidad del mote “Avanzada Regia”.

Desde años previos había un grupo de periodistas y gente del medio de comunicación dedicados al rock local buscando colocar a una banda de Monterrey en los oídos de todo el país, en los días de nuestro disco solo había salido Control Machete en una disquera transnacional y había sido un trancazo comercialmente hablando, pero existía la polémica de que eso no era rock y bla, bla, bla, a pesar de que en el proyecto estaban músicos de aquella explosión de la que hablamos en la columna anterior, Toy Hernández hacia los teclados en La Ultima de Lucas, Pato Elizalde era vocalista en Pasto y Fermín IV era guitarra y voz en  Prófuga del Metate. El disco “Mucho Barato” de Control Machete salió en México en 1996 y en 1997 en el resto del mundo.

Pero aun no salía “la banda” que fuera representativa del rock regiomontano,  el éxito de Control encendió las alertas de los busca talentos de las disqueras y se hicieron algunas audiciones por parte de estas para buscar artistas que significaran un éxito comercial, así como Culebra Records fungió como un sub sello independiente que era distribuido por BMG Ariola, las demás disqueras siguieron el ejemplo y sus filiales empezaron a firmar bandas, Universal tenía Discos Manicomio que firmó a Zurdok y en el metal a Makina, además de los ya mencionados Control Machete.

En especifico puedo hablar de EMI Music quienes vinieron a la ciudad a hacer audiciones, si bien creo que ya tenían definido a quien firmarían, se tomaron la molestia de escuchar otras propuestas e IRA participó en esa audición de la que salieron los contratos para Plastilina Mosh y El Gran Silencio, también participaron Mamíferos Habituales y Mente Indígena. Sí, les digo que musicalmente no buscaban una banda como nosotros, pero sí me sorprendió que tampoco se interesaran por Mamíferos, aunque desde lo comercial me quedó claro y en lo personal celebré, incluso estuve presente cuando EMI les dio la noticia a Plastilina y El Gran de su fichaje,que en el caso de los segundos lo hayan logrado pues para mí en mi muy particular forma de pensar es El Gran Silencio el sonido del rock de Nuevo León.

¿Toda esta historia como impacta al metal? Pues digamos que el curso para las bandas surgidas a finales de los años 80 no lo alteró, más bien creó un escenario diferente para las bandas que surgieron en los año 90, incluso nosotros como Coprofagia/IRA que fuimos una banda menospreciada por el movimiento subterráneo tuvimos que emigrar a esta nueva ebullición que mezcló muchísimos géneros, si bien la mayoría eran brotes del rock y metal alternativo, era muy sui generis, al mismo tiempo sumamente rico en cuanto a sonidos, personalidad y actitud. Recuerdo una presentación en domingo en el Skizzo con Cabrito Vudú, La Flor de Lingo, IRA y El Gran Silencio, por ejemplo, otra más donde incluso participó Zurdok Movimento cuando su rollo estaba más tirado al metal alternativo.

Como consecuencia muchas de las bandas que en esencia habían brotado bajo la inspiración del metal también tuvieron refugio en el movimiento de la “avanzada” entre ellas menciono y destaco que estaremos dando información de muchas en siguientes entregas: Daga, Demise, Antisepsia, Crack, Deus ex Machina, La Tenya, Mata Baldía, Father of Lies, Hydra, See No Trust SNT, Pulsión.

1997 se volvió un año muy relevante en todos los sentidos del rock de Monterrey pues la historia de la firma de Plastilina y El Gran fue en 1997, pero en lo personal y visto a esta distancia, la mutación de Mortuary en Pulsión fue un hecho muy significativo para mí, ya he dicho muchas veces que ver a Mortuary en directo fue una de las razones para tener una banda propia y emularlos como banda, también he escrito aquí que siempre salir fuera de Monterrey y que la gente te dijera que tu banda era buena como ellos también ha sido de los mejores cumplidos que he recibido como representante de la escena metalera de Monterrey, esta metamorfosis fue un ejemplo claro de que había que renovarse o morir, de nueva cuenta el maestro Joel Alanís QEPD nos volvió a dar una lección que también, por desgracia para muchas bandas, no todos entendieron.

Seguimos trabajando todo 1997 con Montañez, de hecho, el organizó esta “despedida” de Mortuary y yo le pedí que incluyera a IRA en el cartel, además del proceso del disco compacto también hicimos equipo para lo que se había logrado con nuestra participación junto a Iron Maiden que dejó puerta abierta y les permitió a 3 bandas más fungir como teloneros de bandas internacionales para OCESA en el auditorio del Parque Fundidora. Así fue que CERES estuvo junto a Def Leppard, Pulsión junto a Anthrax/Pantera y SNT con Scorpions. Estos datos puede que sean solo palabras en una biografía o presskit, pero realmente son sucesos muy relevantes que le dieron notoriedad a la ciudad en esa época.

En octubre de 1997 se dio la oportunidad de viajar a la ciudad de México para tocar en el mítico “Rockotitlaán” el evento que era organizado por Juan Santos de JSC Producciones quien además era manager de Transmetal, esta opción surgió de una negociación hecha por Montañez con el organizador, nosotros cubrimos todos los gastos, pero el ejercicio valía la pena pues además de tocar en ese lugar el cartel estaba integrado por puras bandas de metal, Transmetal, Luzbel, Panic, Garrobos, Agony Lords  lo cual en mi mente me decía que no había forma de no encajar pues no hacíamos para nada mal nuestra música, el imponderable vino de un pequeño sector del público, 4 o 5 personas que no nos perdonaron ser de Monterrey la tierra de Control Machete, que si bien fue desagradable la experiencia, que incluyó un vaso de plástico con agua, quiero pensar, que reventó en mi cara durante el show, dejó de evidencia la penetración del trío de rap.

Es en parte como el movimiento de metal regio se mezcló por varios años con el movimiento del rock de Monterrey de donde surgieron bandas que lograron la distinción popular a nivel nacional, que dejaron como consecuencia una forma distinta de promovernos como artistas, este digamos “boom” musical empezó a abrir muchos espacios para las bandas y de manera natural la aparición de expresiones incipientes que se madurarían al inicio de los años 2000.

Añadir un comentario